«El raquitismo político y el otro candidato a Rector»

Comparte Con Tus Amigos:
RSS
Follow by Email
Twitter
Visit Us
Follow Me
YouTube
Instagram

En nombre de la democracia, se cometen las peores acciones, sin importar lo que eso signifique para una institución como la UASD y el país.

SANTO DOMINGO, República Dominicana.-En nuestro país, democracia equivale exclusivamente a votación: si votamos, vivimos en democracia, eso pensamos. Nada más falso. Las elecciones son una condición para la democracia, pero distan mucho de ser la principal. Rousseau, por ejemplo, argumentaba que las condiciones fundamentales  de la democracia son dos: que los ciudadanos no se limiten a elegir candidatos sino que participen activamente en el debate de asuntos vitales para la sociedad; y que a la hora de votar, los ciudadanos lo hagan guiados por la razón y no por la pasión.

No importa que el candidato que adversa a Editrudis Beltrán en este proceso electoral «democrático» quede en segundo lugar, jamás, jamás, podrá ser Rector de la UASD, muchas evidencias existen de personas que estuvieron muy próximos a vestirse con la toga de los históricos Rectores Magníficos de la PRIMADA DE AMÉRICA y no ocurrió, murieron con oler donde se guisa.

Es que dónde Dios no puso no puede haber, Las demostraciones del gran sentido que envuelve el mismo están siempre a la vista. Por ejemplo, y tomando un importante litoral, el humano, cuando las personas aspiran a ser lo que no se puede, siempre las intenciones resultan fallidas, por consistentes que sean las insistencias. ¡Difícilmente se llegue!; y cuando ocurre, la imperfección, como la mediocridad se advierten a lo lejos.
Las limitaciones y variadas dificultades no son casuales, sino causales. Tienen por lo regular razones que trascienden el mundo de lo manifiesto; que guardan estrecha relación con la verdadera esencia de la especie humana – espiritual -, y con los prediseños de cada corriente de vida en expresión.

Los 4 siniestros años que hemos vivido de gestión universitaria son una evidencia minifiesta de lo que acabamos de describir.

El Doctor, llegó a su último peldaño, no será rector, hay otros que están en el dugout académico, en tercera, con base llena, esperando un turno para anotar.

¡La Uasd es asunto de juventud, preparación y academia!

Prof: Román Castillo

Comparte Con Tus Amigos:
RSS
Follow by Email
Twitter
Visit Us
Follow Me
YouTube
Instagram

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Usamos cookies para asegurarnos de brindarle la mejor experiencia en nuestro sitio web. @manaystudio